Solomillo

Solomillo a la pimienta

¡Comparte en tus redes sociales!
Solomillo de cerdo a la pimienta. El cerdo con el pollo sigue siendo una de las carnes más consumidas en el mundo.
Solomillo a la pimienta. Presentación
 
Ha sido la base de carne de cientos de familias en todo el mundo, echando la vista atrás nos vienen incluso recuerdos a la memoria de la cría de cerdos en casa. Después de trocearlo, guardando los jamones para secar, los lomos y más, el solomillo siempre era una pieza de lo más deseada. Normalmente reservada para la comida del domingo, aunque para ser sincero, esta receta no forma parte del recuerdo.
 
Una receta casera deliciosa y fácil de hacer que seguro harás en más de una ocasión, y que además está muy bien de precio. El solomillo de cerdo es más barato que el solomillo de ternera ¿te voy convenciendo? 

Las recetas de solomillo suelen gustar a todo el mundo

Esta receta de solomillo a la pimienta está pensada para dos – tres personas. Depende de lo que tengas aparte de menú y de lo que coman, claro está. Si pones de primero una ensalada se convierte en comida o cena 10, pon un buen pan y rematas todo con un postre y quedarás como un rey.
 
Multiplica los ingredientes si lo vas a hacer para más personas.
Ingredientes

Ingredientes para el solomillo a la pimienta

Un solomillo de cerdo
 
30 gr de pimienta negra en grano (también puedes usar mezcla de pimientas, pero siempre en gramo)
 
200 ml de nata (nata para cocinar o nata para montar, sirven las dos. También se le conoce como crema de leche, heavy crean, crema doble, etc)
 
100 ml de ron ( lo puedes sustituir por Whisky, Coñac, etc)
 
aceite de oliva
 
pizca de sal

Elaboración del solomillo a la pimienta

Ponemos un poco de aceite de oliva en la sarten, cuando el aceite esté caliente ponemos el solomillo y lo sellamos (dorar) por todos los lados. No conviene pasarse, sólo que se dore un poco por todos los lados.

Solomillo en la sartén
 
Ya sellado el solomillo lo ponemos en una bandeja y metemos al horno, con el horno ya caliente, a 200º unos 15 minutos. Farenheit 400. Gas 6.
 
Ponemos la pimienta en un mortero y la machacamos para que se abran los granos. No romperán todos, es lo que buscamos.
 
Lo importante es no romper la pimienta mucho, que quede en trozos grandes por si algún comensal no le gusta y la pueda retirar del plato sin dificultad.

Procura hacer el solomillo al punto, si te pasas quedará duro

Añadimos la pimienta a la sartén en la que doramos el solomillo y la tostamos ligeramente. Ojo, no te pases y la quemes, con medio minuto dando vueltas es suficiente.
 
Seguido ponemos el ron ( o otro licor a tu gusto como whisky o coñac) y lo dejamos cocer un minuto para que pierda alcohol.
 
Añadimos una pizca de sal y la nata (crema de leche), mezclamos todo y dejamos cocer a fuego lento unos diez minutos.

Deja reposar el solomillo al sacar del horno

 
Sacamos el solomillo del horno y lo dejamos reposar 5 minutos antes de cortar en medallones para que conserve todos sus jugos.
Emplatado
Ya cortado el solomillo lo ponemos en una fuente alargada y vertemos la salsa directamente de la sartén sobre todos los medallones.
 
Ya ves que pinta tan rica que tiene y los fácil que es de hacer. No dejes de ver la receta en vídeo para que no te pierdas ningún detalle.

Espero que te haya gustado esta receta de solomillo y la hagas cualquier día de estos, ya me contarás si te gustó.

Compártela en tus redes para que llegue a tus amigos y te espero aquí en la próxima.

AQUÍ puedes ver más recetas de carne caseras que tengo publicadas en mi canal de Youtube.

Suscríbete a mi canal de Youtube AQUÍ, es gratis, verás mis vídeos y recetas antes que nadie.

Josean MG

Otras recetas de carnes y asados que te gustarán:

Lomo con piña y miel

Lomo asado con adobo

Paletilla de cordero asada

Conejo asado con uvas

Pollo con pesto al horno

¡Comparte en tus redes sociales!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.